tu guión vital

Negarte tus mejores fantasías significa que vives con las peores.

cinco reglas para PROYECTAR TU IMAGINACIóN HASTA HACERLA REAL:

1.- Coge un boli

2.-Escribe lo que deseas

3.-¡Hazlo!

4.- Fracasa

5.- ¡Vuelve a 1…!

El taller de Guión vital tiene cuatro + 1 partes:

, liberar tu imaginación,

, sumergirte en ella,

, acordar contigo cómo vas a proyectarla, y hacerlo.

, fracasar y aprender a gestionar el fracaso,

+1, Volver a liberar de nuevo tu imaginación.

El mejor lugar para fracasar es la cuarta fase.

En la fase el fracaso es represión. No funciona

En la , angustia. No sirve

En la , cobardía. Sin comentarios

En la , fracasar significa que deberás liberar tu imaginación más profundamente.

     Como ves, en todas las fases salvo en la cuarta, fracasar es dejarse derrotar por el miedo antes de comenzar.

Y llevarás un rato pensado (yo lo hago mucho):

“Pero lo mejor es fracasar de puertas adentro, cuando no hay nada en juego, sin arriesgarse a salir”

Y también, seguramente, te estés preguntando:

-¿Y hay que fracasar obligatoriamente en la cuarta fase?

Respondo pregunta por pregunta:

Por qué realmente el fracaso interno es el peor?…

 

Porque es el éxito del miedo:

     El fracaso interno es el peor porque su realidad (…imaginaria) ha sido elegida por nuestro miedo. Dentro de nosotros no tenemos una defensa eficaz contra el miedo porque en su casa lo ocupa y lo conoce todo… y sabe hacer trampas.

     El miedo y el fracaso hay que sacarlos afuera. Ahí podemos enfrentarlos y derrotarlos. Por raro que pueda sonarte fuera son mucho menos poderosos.

     No imaginar (1ª fase), no planear (), no hacer () no es realmente fracasar sino tener éxito en la auto-represión. A cambio obtenemos la seguridad de permanecer indefinidamente seguros, es decir, sin cambios, en ese espacio de realidad… ¡Que es absolutamente imaginario!…

     Desde ese lugar (déjame repetirlo: ¡Imaginario!) el miedo, cultivado en vez de enfrentado, se opone a la idea de cambio esgrimiendo fantasías, imágenes absurdas:

“No voy a hacerlo porque fracasaré y será mucho peor de lo que es”

“Todos dejarán de quererme”

“Fijo que me pongo enfermo”

“Voy a perderlo todo”…

¡Vamos a desmontarlas!:

…¿De verdad sabes de algo peor que vivir negando lo mejor de ti mismo?

…Si valoras el afecto de quienes apoyan tu propia represión, no te quieres ni tú.

…También te pondrás enfermo si no lo haces (cuestión de tiempo).

…También perderás todo (salvo el miedo) si no lo intentas (también cuestión de tiempo… precisamente uno de mis ejercicios del taller es: “¿Cómo quiero perderlo todo?”)

Así que queda claro: Fracasar en la fase 4ª es un éxito.

Y Por qué la fase 4ª no es “la fase del éxito”?

     Porque nunca nada va a ser exactamente como imaginas. Así es como mejoramos nuestra habilidad de materializar lo mejor de nuestra imaginación.

     Es preciso asumir que todo va a ser mejor de maneras misteriosas. Y que reconozcas las extrañas maneras en las que está siendo mejor requiere que profundices en tu imaginación, reabrir la fase 1. Eso significa que se debe fracasar en el mejor momento, y no antes.

     Fracasar haciendo lo que amas forma parte del éxito (como dice Jim Carrey: “Puedes fracasar haciendo lo que no quieres, así que arriésgate haciendo lo que amas” https://www.youtube.com/watch?v=_jXU9ZduHlc¡No te rajes! No vivir imaginando tu mejor guión, planeándolo, haciéndolo y mejorándolo es el auténtico fracaso. El éxito del miedo.

     El auténtico éxito de vivir tu mejor guión está en activar y disfrutar de todas y cada una de las 4 fases, que suceden orgánicamente entrelazadas cuando aprendes a fluir con tu imaginación en la realidad.

Así que

1.- Coge un boli

     Te recomiendo mi taller presencial en Valladolid, en él tu boli y tú encontraréis maneras creativas de trazar tu guión vital para este momento, el mejor momento.

     También te ofrezco estrategias de trabajo a distancia, por tfn o presencial, persona a persona, si crees que necesitas toda mi atención o si vives lejos.

     Si estás leyendo esto es que necesitas un cambio y mi propuesta te resulta atractiva. Tanto en grupo como personalmente puedo ayudarte:

1.- A que liberes tu imaginación de tus miedos.

2.- A que escribas tu mejor peli contigo de director y protagonista.

3.- A que vivas la peli, más bien la serie, capítulo a capítulo.

4.- A que reconozcas las extrañas maneras en las que la realidad mejora la imaginación y viceversa.

Tengo activados tres métodos de trabajo:

-Personalizado. Aún me quedan unas pocas plazas libres ¡Si es tu elección date prisa! Se trata de una asesoría presencial o telefónica en la que me tienes a tu total disposición durante el tiempo y la frecuencia que acordemos que necesitas. En una primera cita valoro tus deseos y necesidades, tú valoras mis aportaciones y entre los dos decidimos si hay comodidad y confianza para iniciar y proseguir el trabajo.

-Trabajo de grupo continuado. Con un alto grado de personalización, éste es, sin duda, el método más gratificante por la energía del grupo, la retroalimentación y la periodicidad. También es indispensable una entrevista previa.

-Seminario de finde. Una inmersión profunda, llena de sorpresas, diversión y descubrimientos (no siempre gratos, pero siempre útiles y vividos desde la alegría). Te dará una buena agenda de trabajo durante tres meses. Por supuesto, también con su entrevista previa. El próximo es el finde del 22-23 de Julio.

Espero que hayas disfrutado esta entrada y que te resulte útil. ¡A por el boli!Si te ha gustado, te recomiendo este enlace: http://elartedelacalma.com/que-he-aprendido/